Un lugar de altura...